Malasaña en los noventa: cuando no había bigotes hipster

Hoy, uno de los miembros de Madrid Me Mata hace un relato magistral construido a base de recuerdos colectivos de cómo era el barrio de Malasaña en los noventa, cuando el rock y el indie sustituyeron a la movida, cuando muchos de los que ahora vivimos en Madrid descubrimos la ciudad:

Olor a pis, mucho olor a pis y vómito. Recuerdo que los bares de viejo no eran una extravagancia molona, sino el paso previo natural antes de los rock bars. Recuerdo también noches enteras sin entrar a ningún bar. Y de principio a fin – siempre -La Vía o el Nueva, más o menos igual que ahora pero con menos guiris

Si queréis leerlo completo, lo tenéis aquí. Y si queréis compartir vuestro recuerdo de Malasaña, hacedlo en los comentarios!

Deja un comentario