Una hacker en el mercado

Esto me ha parecido absolútamente maravilloso

¿Qué?

Un puesto dentro del mecado de Lavapiés (al lado de la pollería y la carnicería, sí), abierto en horario comercial y con ánimo de que se autofinancie y se sostenga económicamente.

La sostenibilidad económica da viabilidad al hacktivismo: un puesto físico a donde pueden acudir las personas que quieren avanzar en el software libre y en el hacktivismo pero que necesitan apoyo humano y presencial.

¿Para qué?

Para instalar software libre, abir blogs, microformaciones personalizadas, etc. Imagino un menú:

Instalarte un gestor de correo libre y enseñarte a usar filtro en tu Windows: XX euros.
Abrirte un blog en WordPress: XX euros.
Abrirte una cuenta en Twitter y enseñarte a usarla: XX euros.
Instalarte Ubuntu y primeros pasos: XX euros.
Instalarte Tor y explicarte cómo va: XX euros.
Etc.

Y para tener un punto de encuentro en el espacio público, para que el hacktivismo sea tan transparente y legítimo como comprar el pan.

Esa es mi idea pero, claro, puede cambiar.

¿Dónde?

El mercado de San Fernando de Lavapiés está sufriendo un proceso de degradación y abandono que los comerciantes quieren parar, pero evitando una salida tipo “Mercado de San Miguel” (caro y para turistas).

Para regenerar el mercado está ofreciendo puestos a muy bajo coste. Es una buena oportunidad.

Muchos puestos ya están siendo alquilados para ideas no tradicionales: venta de libros de segunda mano, comida vegetariana, artesanía, frutas y verduras ecológicas, arquitectura a pie de calle… ¿Porqué no un puesto de instalación de free software?

¿Porqué?

Porque hay que reinventar un mercado para el siglo XXI, recuperar la plaza pública, el ágora, parar la gentrificación, dar un paso más hacia el espacio público, apoyar los usos tradicionales del mercado a la par que reinventamos y reciclamos para una nueva economía creativa y social.

Porque otros/as ya lo están haciendo en elmercado de San Miguel, y va a haber muchas sinergias.

Porque con todo lo que está pasando en la Red cada vez más gente quiere dar pasos hacia adelante y hay que facilitar interfaces públicas de acceso al hacktivismo.

Porque podemos estar a gusto y pasarlo bien al tiempo que ofrecemos servicios que, para que sean sostenibles, tienen que tener un retorno económico.

Porque se ha abierto una ventana de oportunidad y es el momento.

¿Crees que te puede interesar?

Mándame un mail

3 comentarios en “Una hacker en el mercado

Deja un comentario