El arboricidio de Gallardón que no saldrá en los medios ni criticará la baronesa Thyssen

Una víctima del arboricidio

Hace un tiempo, partidos políticos y medios de comunicación arremetían contra el alcalde de esta ciudad por cargarse árboles centenarios a puñados en las obras de la M-30. Aquí os contamos alguno de los casos más flagrantes y las reacciones de los vecinos.

Entonces, Gallardón y los suyos -que no gusta de ver cómo airean los medios las miserias de sus políticas- pusieron en marcha su maquinaria propagandística, hasta el punto de que se llegó a afirmar barbaridades como que Madrid era la ciudad más verde de Europa y que era la que más árboles contaba en sus calles. Y, de paso, replantaba arbolitos por doquier, algunas veces con no demasiado tino, y volvía a matarlos en plena juventud.

Unos meses después de todo esto, después de que se hayan apagado los focos mediáticos, la poltícia de Gallardón no ha cambiado: calle que reforma, arboricidio al canto. La última tala no sale estos días en las noticias ni los árboles que han sido cortados tenían una baronesa para protegerlos.

Otra de las víctimas

El arboricidio ha tenido lugar en la calle Fuenteovejuna, en Latina. La motosierra de los servicios municipales se ha llevado por delante una docena de olmos siberianos majestuosos, enormes (alguno llegaba a los cinco pisos de altura), que daban una sombra magnífica en verano y que albergaban cientos de pájaros.

Los obreros que trabajan en la calle dicen que ha sido para ganar más plazas de aparcamiento (hay que ver lo que le gustan los coches a Gallardón). Aunque también han acabado con los que tenían el alcorque en la acera. Ninguno de ellos aparentaba estar enfermo y solo han desaparecido los que estaban en la citada calle (el resto, de la misma especie y de similares características, siguen todavía en pie). La tala se cumplió en una mañana, sin testigos. La sensación de impotencia al ver la vía sin vida es enorme.

Un alcalde que trata de un modo tan utilitarista a la naturaleza no merece su puesto. Alguien que solo acomete políticas de plantación de árboles cuando le llaman arboricida en los titulares de prensa es una persona hipócrita, zafia y ruin. Por jugar de esa manera con un patrimonio de Madrid que ha crecido durante décadas y que se ha llevado por delante en una mañana le mostramos -a él y a su consejera de Medio Ambiente, Ana Botella- nuestro mayor desprecio.

15 comentarios en “El arboricidio de Gallardón que no saldrá en los medios ni criticará la baronesa Thyssen

  1. A mí me da lástima incluso cuando a los arboles les cortan algunas ramas y los dejan “pelados”, con el tronco y poco más, pero cuando te encuentras con esto sientes impotencia y desolación. Una avenida que acostumbras a ver con esos majestuosos árboles, llena de vida y color y que luego te la encuentres así… la calle se vé como algo vacío y sin vida; gris y triste… Yo también quiero mostrar mi mayor DESPRECIO hacia Gallardón, Ana Botella y a todos los alcaldes y consejeros de España que ordenan o permiten esta masacre.

  2. Yo no vuelvo a votar a Gallardon en mi vida. Todas las grandes obras han sido una cagada. Una tras otra.

    Colon, Madrid Rio, eje Castellana, Plaza de Castilla.

    No tiene asesor de buen gusto??? Porque es que no ha hecho nada que haya ilustrado Madrid.

  3. Por favor que se vaya. Nos ha empeñado para los próximos años, con unos intereses que crecen sin medida, y encima no hay dinero para pagar, con lo que la usura de los bancos aumentara.
    Encima tienen uno que ver esta noticia, es para sacar las guillotinas a la plaza pública.

Deja un comentario