El censor en la EMT

De todos es sabidos que a menudo el acceso a la red ofertado por las administraciones públicas tiene puertas tapiadas (en las bibliotecas de la Comunidad de Madrid a veces lo difícil es encontrar una página que pase los filtros). El último capítulo de esto lo hemos visto en los autobuses de la EMT. Ana, después de ver bloqueado en acceso a páginas como flickr, yfrog e incluso de mensajería instantánea se decidió a escribir al jefe de prensa de la EMT, y este fue su contestación:

Las restricciones en el uso del WiFi en los autobuses de la EMT de Madrid se basan en la limitación del acceso a actividades distintas del servicio de navegación por Internet (Internet browsing), esto es, se impide el acceso a aplicaciones Peer to Peer (P2P) para descarga de contenidos audiovisuales; telefonía IP (VoIP); videoconferencia u otras. Asimismo, existen mecanismos para impedir el acceso a páginas web con contenidos para adultos o que puedan resultar nocivos para la juventud y la infancia (pornografía, violencia, xenofobia), al igual que el acceso a páginas de casinos on-line o similares y juegos de azar (excepto las oficiales del Organismo Nacional de Loterías y Apuestas del Estado).
Entenderás que estas restricciones se deben a que en nuestros autobuses viaja público infantil y otros colectivos sensibles a estos contenidos. Además, obviamente, la navegación a bordo de nuestros vehículos no es absolutamente privada, pues es fácil que cualquiera pueda visualizar la navegación que va haciendo alguien que está sentado a tu lado y que podría ver estos contenidos totalmente inadecuados para esos públicos.

Me hace mucha gracia ese discurso paternalista, que en este caso no vela sólo por nuestra integridad moral ¡también por nuestra privacidad! Muy buena también la observación de Ana: se puede subir al bus con un playboy pero no entrar en su web.

25 comentarios en “El censor en la EMT

  1. Si no hubiesen bloqueado ese tipo de páginas y encontrásemos a un niño viendo páginas porno ya estaríamos poniendo el grito en el cielo contra la EMT por permitir el acceso a contenidos inadecuados. La cuestión es protestar.
    Por cierto, a ver si aprendemos a leer. En ningún momento hablan de proteger nuestra privacidad. Lo que dicen es que sería muy fácil que un niño sentado al lado de alguien que está navegando por páginas porno viese ese contenido “inapropiado”.

  2. Pues sí Marcos, he leído muy rápido, tienes razón en cuanto a lo de la privacidad. Por cierto ¿es inadecuado chatear? (esta misma restricción tenían en los ordenadores -no en el wifi- de las Bibliotecas de la Comunidad de Madrid, por lo menos hasta hace poco. ¿Es inadecuado utilizar un servicio de imágenes como Yfrog? ¿Es inadecuado jugar al poker online? ¿por qué? ¿Quien decide qué es violencia? ¿quienes son “otros colectivos sensibles” además del público infantil? No voy a entrar en las limitaciones técnicas para no saturar la red del bus porque esas podrían tener sentido, pero mira sí, sí voy a entrar en la única cosa que os habéis fijado, en las páginas guarras ¿Se impide a alguien subir al bus y mirar no ya un playboy sino la Interviu? A mi me parece que entra dentro de la responsabilidad de la gente y la buena educación no ponerle una página de “famosas en bolas” a los niños o vete tu a saber qué colectivos sensibles en la geta. Una anécdota. Hace tiempo (igual un par de años) comprobé como al buscar “la máquina de follar” de bukowski en una biblioteca pública me denegó la búsqueda. Si es que lo que hay es mucho miedo al sexo y a que nuestros hijos follen.

  3. Pingback: El censor en la EMT ~
  4. Interesante este tema de debate abierto en tu blog, así que no puedo resistir tomar parte en él. Yo entiendo por un lado las restricciones de la EMT (y en eso estoy de acuerdo con Marcos) y por otro me parece comprensible la comparación que haces entre leer una Playboy o un Interviú y mirar porno en la web, pero creo no es exactamente lo mismo. Entre otras cosas, Playboy e Interviú no son revistas porno (aunque haya desnudos). Eso no quita que, efectivamente, se pueda leer en el bus una revista porno y un niño quizás mire de reojo y trate de comprender o preguntar a un mayor qué significa. Ahora bien, si en lugar de una revista hubiera movimiento y sonidos, ya la reacción de quien viaja al lado sería distinta. Entre otras cosas, el vídeo es más explícito, y puede resultar violento para el resto de los pasajeros, lo oyes aunque no lo mires, y para mí el problema no son tanto los niños, sino que a los mismos adultos les resultaría incómodo. Claro, que uno también puede entrar viendo un DVD porno… y ante eso no existe restricción que yo sepa. Para mí, la EMT saca estas restricciones por cubrirse las espaldas. En cuanto a no permitirte entrar en Flickr o Yfrog, o chatear, no entiendo bien las razones. Permite entrar en Facebook?

  5. Y a mi que me expliquen qué diferencia hay entre “páginas de casinos on-line o similares y juegos de azar” y “las oficiales del Organismo Nacional de Loterías y Apuestas del Estado”…

  6. A ver, el problema tiene efectivamente mucha miga.

    Por un lado la EMT ofrece un servicio complementario a su servicio principal. Nadie se sube al bus por el wifi (espero). Es una extensión de servicio.

    Por otro lado, la conexión wifi no la proporciona la EMT, sino un patrocinador (Gowex), puesto que esta es la única manera que tienen las administraciones públicas de ofrecer wifi en la calle sin que las compañías telefónicas protesten.

    ¿Son entonces las redes de la EMT o las del patrocinador? Eso ya complica las cosas. De todas maneras es cierto que aunque los autobuses son de una empresa pública y por tanto son “propiedad” de todos los madrileños, los madrileños “delegamos” (bonito eufemismo) en los responsables de la empresa para poner las reglas en los autobuses de todos. Un ejemplo muy gráfico: en la piscina de mi casa (si la tuviera) puedo nadar sin traje de baño, ni gorro y mear desde el trampolín si quiero; pero en la piscina pública aunque también sea mía, me atengo a las reglas que el ayuntamiento marca.

    Por otro lado, nada impide (que yo sepa) que yo vea Playboy en el autobús a través de una conexión propia 3G, por ejemplo. Si alguien viera porno a mi lado en el bus me parecería un mal educado, pero estaría en su derecho a serlo.

    Aunque me gusta mucho la noticia, porque abre un debate interesante, me parece desmesurado hablar de “censor”. Entiendo que es una figura retórica, porque la censura es algo muy serio y este debate es un “pasatiempo moral”.

  7. Fernando los ciudadanos seguimos teniendo el derecho – y casi diría que el deber – de exigir lo que consideremos es oportuno ante esas empresas públicas (de una manera u otra lo son en última instancia, y por descontdado el servicio lo es). Este tipo de restricciones son comunes como comento más arriba en otros servicios similares ofrecidos por la administración (véase bibliotecas públicas) por lo que dudo que se trate de un tema del patrocinador. Al menos no exclusivamente. En cuanto a lo de censor, depende me temo más de la gravedad que se le de al término, a mi me parece bastante descriptivo del hecho y así lo aplico a sabiendas de que por desgracia no es un hecho excepcional. Censura es “intervención que practica el censor en el contenido o en la forma de una obra atendiendo a razones ideológicas, morales o políticas”. Es una figura retórica sólo en tanto en cuanto no hay un señor de gesto airado reprendiendo a los viajeros.

  8. El problema de poner límites es siempre el mismo, alguien ha de definir esos límites y cortar por algún punto separando, en este caso, lo que se puede consultar desde el autobús y lo qué no. Está por tanto sujeto a la subjetividad del censor y las fronteras de ese punto son las areas de debate.

    Por otro lado creo que todos podemos estar bastante de acuerdo en no permitir ciertas actitudes que perjudicarian al resto de usuarios por ejemplo realizar descargas que impidan el servicio al resto de usuarios, igual que no aceptaríamos que un tipo usara cuatro asientos para el solo, pero si volvemos a esas fronteras que quedan a uno y a otro lado del punto de corte, ahí jamas nos pondremos de acuerdo porque esto responde solamente a nuestros criterios por eso es absurdo limitar que no se pueda entrar en una página de ruleta y si en loteria nacional o en la ONCE y es absurdo que alguien decida si la web del interviu es porno o de contenido sexual explicito

  9. Luis, más que de censura, que aunque puede existir en regímenes democráticos es más propio de totalitarios y que es algo que se hace para que las personas no puedan acceder a determinados contenidos de ningún modo, yo hablaría de línea editorial, como la que tienen las televisiones públicas ¿hablaríamos de censura si una televisión pública impidiese la emisión en uno de sus programas de un reportaje “pro-skin heads”? PARA MÍ LA CLAVE ES CÓMO SE ESTÁ ANUNCIANDO: Te dicen que puedes acceder “a internet”, cuando a lo mejor deberían anunciar que se puede “acceder a la mayoría de servicios web”.

    Alturo, creo que en el punto de corte es imposible poner a todo el mundo de acuerdo, pero se puede alcanzar un consenso amplio:

    Como dices tú Alturo el P2P ocupa mucho ancho de banda y el que hay es para todos. Parece razonable que lo restrinjan. Lo mismo con la VoIP o la vídeoconferencia, además con esto podrían tener problemas al ser acusados de competencia desleal por las operadoras. Mejor no meterse en líos.

    Que la mensajería instantánea esté prohibida en los ordenadores de la biblioteca me parece bien, porque no es la función de los mismos. Que esté prohibido en los buses me parece mal. Aquí lo meten en el mismo saco de que no es “navegación web” como los P2P o la VoIP. Habrá que ver si los “messengers” web como eBuddy están restringidos. Si lo están me parece fatal, y sí que veo motivos para queja.

    El filtro al porno, el racismo, las páginas pro-anorexia… etc. me parece razonable. Por un lado por lo que comentaba arriba de “la línea editorial” y por otro porque en un autobús suben niños. Lo mismo con los juegos de azar. Hay que tener en cuenta que en España el juego es ilegal, sólo se puede ofrecer bajo licencia muy estricta (casinos, bingos, tragaperras, ONCE… y ahora las salas de apuestas) o el casi-monopolio estatal (ONLAE). Cierto es que esas webs operan desde el extranjero, pero la EMT se cura en salud limitándolo también.

    Insisto, el problema no es que restrinjan el servicio (más restringido estaba cuando no había) puesto que parece bastante razonable sino que lo anuncien como “Accede a internet”, cuando como hemos visto que sólo se puede “acceder a una parte”.

  10. ¿Por qué te parece razonable que la mensajería instantánea esté restringida en una biblioteca? De lo que se trata con ese servicio en una biblioteca pública es dar acceso a internet a gente sin conectividad de un lado y el acceso a la información al público en general de otro. En ambos casos cabe ¿o no puedo hablar incluso con mi director de tesis? ¿o con un colega de profesión? ¿tener una multiconferencia con mis compañeros con los qu hago un trabajo en el instituto? He trabajado varios años en una biblioteca pública de la CAM, ahora trabajo en una biblioteca universitaria, en la que sí se puede abrir el MSN

  11. Vaya, ¡este es un debate-matrioshka! Dentro de una cuestión viene otra.

    Me alegra muchísimo poder comentar con alguien que trabaja en una biblioteca mi opinión sobre esto. Entiendo que la función principal de una biblioteca pública es dar acceso a la información disponible a todos los ciudadanos. Bajo esta función, creo yo que van otras como la orientación al usuario o la que tú comentas de dar acceso a servicios (en este caso internet, pero también puede ser ver un vídeo) a personas que no los tienen en casa. Desgraciadamente, los recursos de las bibliotecas no son ilimitados y no puede haber puestos y banda ancha para todos. Creo yo, que ahí predomina la función principal de la biblioteca sobre la de dar acceso al servicio, y la experiencia nos decía que -por lo menos antes, en plena fiebre “chat”- si hay acceso a los messengers hay personas que van a monopolizar los recursos que otros pueden necesitar para obtener información (la función principal de la biblioteca pública).
    Evidentemente, la mensajería instantánea puede utilizarse para fines “no recreativos”, pero también puede utilizarse el eMule para compartir archivos no protegidos por derechos de propiedad intelectual y no creo que sea razonable instalarlos en las bibliotecas públicas.
    Efectivamente, si los recursos fuesen infinitos no me parecería mal que se diese acceso a todo, pero no es así.

    Aprovecho también para decir que el uso del MSN en una biblioteca me parece mucho más razonable que promover el uso de las mismas como salas de estudio. Esa es una política que este gobierno regional (y creo que casi todos los de otras comunidades) ha practicado y me parece una auténtica aberración. Es una política muy popular, porque es evidente que las bibliotecas se llenan, pero muchas veces impiden la función de la misma. ¿Cuántas veces gente que quiere consultar los fondos se tiene que ir porque hay montones de estudiantes que no se acercan a los libros de la biblioteca ni para mirarlos? ¿Cuánto dinero se gasta en mantener las bibliotecas abiertas por las noches, cuando a veces es imposible hacer una triste fotocopia porque están todas las máquinas estropeadas?

  12. Actualmente el reparto es en tiempo (en cuanto a los equipos de sobre mesa), se dan “tickets” de una hora. Hay bibliotecas mejor y otras peor dotadas, en la que yo trabajaba rara vez estaban todos ocupados (había más de cincuenta) pero en otras hay que “pedir cita”. En cuanto al wifi, debo decir, que al menos en lo que conozco no se ha llegado a una situación de saturación respecto de los recursos disponibles. De verdad que la mensajería no supone por tanto ningún problema de acaparación ni de tiempo ni de recursos y no sabes la cantidad de emigrantes que tratan de hablar con sus familiares por esa vía (mira, no será ninguna función principal pero a mi me parece de perlas y no molestan a nadie) Por cierto en muchas bibliotecas públicas efectivamente se pueden ver películas, hay equipos multimedia para ello.

    En cuanto a lo que dices de la confusión de las bibliotecas con meras salas de estudio ¡cuánta razón tienes! Y es una confusión electoralista como dices, pero además que está también en la sociedad. Curiosamente la consideración de las salas es “de letura” y no “de estudio” precisamente porque no se garantiza el silencio absoluto habida cuenta de que en las Bibliotecas Públicas se hacen muchas más cosas (actividades de animación a la lectura, labor de referencia bibliográfica, obviamente consulta de fondos hoy casi siempre de acceso abierto, etc). Esto no quita que también falten salas de estudio, claro.

    Para mi en la CAM cuentan con unas bibliotecas magníficas (sobre todo las más nuevas) pero con una política bibliotecaria bastante nefasta, con decisiones exclusivamente políticas por doquier y una “alta dirección” malísima y acaparadora de poder (como el perro del hortelano) que a menudo deja con las manos atadas a las directoras de los centros. Las del ayuntamiento, en general más modestas, al menos desde fuera, tienen pinta de funcionar un poco mejor.

  13. pensaba que la agirrre era defensora de las libertades individuales, vaya liberales de pacotilla que tenemos en el tea party español. Por cierto, si la tal agirre defiende que debe haber menos estado, ¿que hace ella viviendo del erario público?

  14. Es gracioso el tema de la censura en el WiFi de la EMT, ya que hasta ayer 20minutos no estaba entre las webs censuradas, y ahora lo está. Cómo también lo están páginas cómo ésta, curiosamente (hagan la prueba).

    Sin comentarios.

  15. Buenas,

    Por lo general, los filtros de acceso a internet se basan en dos parametros, las listas generales tipo ICRA (para establecer que un sitio es porno por ejemplo) y los cierres de puertos.

    Por ejemplo, los usuarios no pueden descargar correo en su ipod/iphone directamente en la aplicacion mail desde su cuenta de gmail. Debido a que, si lo tienen configurado por IMAP, el puerto necesario para su funcionamiento está cerrado. Sólo esta abierto el 8080, para navegación.
    Esto impide que funcionen algunas aplicaciones, como Meebo (que utiliza puertos especiales para mensajeria), paginas de chats y programas P2P. Una vez aplicado este cierre de puertos, sólo queda acceso de navegación.

    Monitorizando el unico puerto abierto que queda (el 8080), se pueden cancelar todas las solicitudes a paginas que esten dentro de una “lista negra”, lo normal es meter sólo las de la ICRA o similares (contenido para mayores de 18 años, ya sea por pornografia, violencia, etc…)
    Si nos ponemos tiquismiquis, podriamos utilizar listas adicionales para evitar el acceso a paginas que Google (y las marcas de antivirus) determinan que contienen malware (un monton de paginas no clasificadas pero entre las que podria caer yfrog, debido a su sistema publicitario). Y finalmente, si ya queremos hacerlo (no nos conviene porque tiene cierto coste politico), podemos poner paginas que no nos caen bien ¿20 minutos?

    En cualquier caso, la respuesta al mensaje es una verdad a medias. Ni la EMT ni Gowex son responsables de los daños causados a propios o ajenos por el uso de la conexión.

    Finalmente, me gustaría recordar que la red de la EMT es una red abierta sin ningún tipo de encriptación, lo que significa que puedo sentarme en un bus, con un portatil y un software especial y captar los datos de los que viajan conmigo (lo que le paso a google con su street view), y estos datos, incluyen contraseñas, direcciones de correo y cualquier dato que se envie o reciba a traves de esa red. Personalmente recomiendo usarla en casos muy puntuales (si disponemos de una tarifa plana 3G, mejor apaguemos el wifi) y utilizar siempre las versiones https de las web que visitemos (facebook, gmail, etc)

  16. Cuanta leyenda urbana y ganas de liarla. En la EMT no hay ningún censor viendo que es que lo hay que filtrar o no porque es poner puertas al campo y no tiene más sentido que dar carnaza a gente que está deseando quejarse porque su vida es asfixiante (Ej. su jefe le exprime de lunes a viernes). Que tontería eso de que de repente un día no se puede acceder a 20 minutos o a este propio foro, desinformación al poder. Ricardo Ricote lo ha explicado muy bien con el concepto de ICRA, la EMT lo único que ha hecho es poner unos filtros genéricos para cumplir con la normativa de la CMT y nada más. La CMT en todas sus resoluciones indica el siguiente texto:

    – No se podrá acceder a actividades distintas del servicio de navegación por Internet (Internet browsing), esto es, se impedirá el acceso a aplicaciones peer to peer para descarga de contenidos audiovisuales, telefonía IP (VoIP), videoconferencia u otras.
    – Se impedirá el acceso a páginas web con contenidos para adultos o que puedan resultar nocivos para la juventud y la infancia».

    Lo podeis leer en una de sus resoluciones:
    http://www.cmt.es/es/actividades_en_curso/consulta_publica/anexos/20090625_ConsultaPublica_2009_97.pdf

  17. No utilizas mucho el WiFi de la EMT, ¿verdad, Yos?. Hay días en los que inexplicablemente el 20minutos está censurado y otros -muchos más- en los que dejan que funcione. De hecho, una vez han llegado a censurar una página de comentarios en concreto, que comprobada en casa resultó que no tenía nada censurable.

    Respecto a otras páginas censuradas, es curioso cómo ésta misma está censurada -pruébenlo-.

  18. Yo lo uso todos los días varias veces y puedo entrar a 20 minutos.

    Seria extraño esa censura por parte del gobierno de un alcalde que se reconoce seguidor de medios poco afines a su partido, como SER o “El País”. Por otra parte, si no hay nada “censurable” ¿para que censurar?

    Habría que analizar si “no se puede acceder” es un error HTTP 302, 404… o simplemente falta de respuesta del servidor. Determinados scripts podrian no funcionar en redes demasiado lentas y en constante movimiento como son las de los buses de la EMT.

    Y si aparece un mensaje formal de EMT, explica el motivo. Por ejemplo Flickr es inaccesible (a pesar de que la web del ayuntamiento se apoya en ocasiones en ellos), porque esta clasificado como “Personal Storage” en las listas genericas (publicas e iguales para todo el mundo) mencionadas antes.

Deja un comentario