MENU

by • 6 de junio del 2008 • Madrid me mataComments (8)3390

Aquí no hay playa: Madrid vs Lisboa

Comenzamos una nueva sección que tiene la envidia (sana) como protagonista: vamos a contar las cosas que nos gustan de otros lugares y que le faltan a esta ciudad para ser un lugar mejor. Si queréis mandar las vuestras, no dejés de hacerlo a través del formulario que tenemos en MMM.

Empezamos con lo que tiene Lisboa y a Madrid le falta. Ahí va:

Tranvías. Viejunos y modernos. La ciudad está llena de ellos y suponen un complemento ideal al metro. Además, van a toda leche porque tienen preferencia frente a los vehículos neumáticos.

Bares sin humo. La ley antitabaco portuguesa entró en vigor en enero de este año. Prohíbe fumar en los bares pequeños. Y la gente -sorprendentemente- lo respeta. La sensación de salir de noche y no volver con los ojos rojos por el humo es sencillamente maravillosa.

Se puede (y se debe) beber en la calle. Las noches del fin de semana, las calles de Bairro Alto se llenan de gente que compra sus bebidas (muy baratas) en los bares y la toman charlando fuera. Ni un policía y ni un mal rollo.

Un río en condiciones. Con ferrys que lo cruzan de lado a lado, carreras de vela los fines de semana y peces de grandes dimensiones que se pueden tragar a un lisboeta de uno (o dos) bocados.

Related Posts

8 Responses to Aquí no hay playa: Madrid vs Lisboa

  1. Nía dice:

    lo de los tranvias muy bonito e incluso nostalgico, pero en madrid ponen tranvias y en 2 meses se han cargado a media tercera edad…si no fijate lo que ha pasado en barcelona hasta que se acostumbraron de nuevo a circular y andar compartiendo espacio con ellos.

  2. Scouser dice:

    A mí Lisboa me encantó, pero me recordó a Comala: parecía otro mundo. Muy bonito para visitarlo, no sé si lo disfrutaría tanto viviendo ahí.
    Y en cuanto a beber en las calles, es verdad, se de vició, da gusto, pero la gente no es tan guarra como en Madrid. Las calles de Barrio Alto no acaban llenas de vómitos, litronas, cristales rotos… Si aquí somos unos burros que no sabemos beber, no podemos hacerlo en la calle.

  3. ARAÑA dice:

    Nía tienes toda la razón, en Barcelona ya no hay viejos, se los ha cargado el tranvía.
    Ande que…

  4. didi dice:

    hay que dejar claro que aquí pongo lo que me moló de Lisboa. NO es una comparación de ambas ciudades y, claro está, la capital portuguesa tiene sus cosas malas. En el post sólo destaco las que son aprovechables para Madrid.

    En Bilbao el tranvía también causó estragos… al principio. Luego los coches y los ancianos que sobreviven a los atropellos se acostumbran.

  5. Matritensis dice:

    Bueno, eso de que en el Barrio Alto no hay trifulcas… yo vi una que parecía eso una guerra.
    Lisboa es una ciudad bien bonita pero poco o nada les cambiaría, bueno, el castillo de San Jorge y sus atardeceres allí.
    La próxima ciudad podría ser Berlín, es una de mis ciudades favoritas

  6. Alturo dice:

    También nos falta un puente grande y rojo, eso si me da envidia

  7. Blank dice:

    Me gusta muchísimo Lisboa, pero es una ciudad tan distinta que no sé si podremos “traernos” algo que nos venga bien en Madrid. En todo caso, cambiar el Manzanares por ese pedazo de Tajo que tienen allí. Pero que lo pongan lejos de mi casa, que la humedad no me gusta nada.

  8. pedro dice:

    Ya te digo, colega….
    Soy un portugués que ya está hasta los kinder sorpresa de vivir en madrid (¡6 años!) y lo que quiere es volver a su Lisboa querida…
    Eso si, llevando de Madrid la no-humedad existiente. Es verdad que aquí la contaminación del aire es brutal, pero mis huesos se vuleven locos con la humedad atlántica.
    Y @Scouser, no te creas que el Bairro Alto es asi tan guapo, que las noches de finde huele a meado que te revuelve las tripas.
    Pero en fin, tengo ganas de volver a comer fuera de casa algo que no esté empapado en grasa; tengo ganas de ir por la calle o tarnsportes públicos y que la gente hable, en vez de gritar; tengo ganas de no ver pipas por el suelo de los vagones del metro; y tengo ganas de no ver tanta horterada.

    Claro que hecharé de menos la seguridad que siento en madrid, a cualquier hora (en Lisboa, por la noche, mi ojo de la parte de atrás de la cabeza se abre!); hecharé de menos un abono de transportes que sirva pa to’o; un servicio público de saludo un poco menos patético que el portugués; y claro, la nómina!

    ¿Pa cuando la vuelta?………. 🙁

    p

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: