MENU

by • 29 de mayo del 2007 • Fauna autóctona, Madrid me mataComments (8)1677

Fauna autóctona: el que pide por la calle

Dícese de la persona que se dedica a solicitar dinero o algún bien concreto de los viandantes.

Su aspecto suele ser desaliñado, aunque no en todos los casos. Muchas que no dudan en emplear los argumentos más peregrinos para conseguir sacar algo a sus presas.

Las técnicas usadas para conseguirlo son diversas, pero el objetivo final siempre es el de conseguir despertar en el peatón su conciencia de buen samaritano para conseguir el bien material.

Primo hermano de el que pide cigarros por la calle y pariente lejano de el que manga por la calle, el que pide por la calle es un personaje de la fauna madrileña que emplea excusas de lo más diverso en cada una de sus actuaciones. A continuación, un breve listado de las principales:

  • Llamada telefónica: “Me das cincuenta céntimos pa llamar?”; o, mejor aún: “déjame dos euros pa llamar a un móvil, anda”.
  • Comprar un bocadillo: “Me faltan unos 50 céntimos para comprarme un bocata, salao”.
  • La amenaza: “Mira, es que es mejor pedir que robar, así que si tienes algo por ahí…”.
  • El billete de autobús o tren: La táctica más usada en las cercanías de las grandes estaciones. “Mira, es que tengo que ir hasta **** (póngase una localidad de ambas Castillas) y me que quedado sin dinero”.
  • Robo de pertenencias: “Es que unos cabrones de **** (insértese aquí moros, yonkis o similares) me han mangado la cartera”.

La mayoría de las veces, los viandantes huyen de el que pide por la calle bajo la técnica de la indiferencia, debido a que genera una reacción menos hostil que una sencilla respuesta negativa.

Nota: En ningún caso este post trata de ridiculizar a las personas que piden porque lo necesitan. Mi más sincero respeto hacia ellos. Pero hay otros que son muy jetas y lo mejor que debieran hacer es pedirlo con todo el morro, y no mintiendo.

Related Posts

8 Responses to Fauna autóctona: el que pide por la calle

  1. brocco dice:

    Psé, a mi m ha parao una yonqui con pupas en la boca pa que le comprase un bollo. Luego prefirió un zumo. ¿?

  2. Edu dice:

    Este sábado me pidió una señora muy arreglada a eso de las dos de la tarde en mi calle que le diese un par de euros para comer. Mi amigo me dijo que ya la había visto más veces en mi calle.
    Le dije que no.

    La verdad es que debe ser jodido llegar a esos extremos.

    Otra vez me pasó algo muy curioso. Había quedado con unos amigos en la Vaguada para ir al cine entre semana y estaba esperándoles tomándome un café cuando se sentó a mi lado una ancianita (que la tía olía bastante mal, como a pis) y me empezó a dar conversación y en esas que se quedó mirando un pastel que había en la barra y me pidió que le invitase y por supuesto no puede decirle que no. Parecía que se había escapado de un asilo.

  3. alturo dice:

    En realidad según lo veo yo, esto es una batalla entre su ingenio y entre nuestra conciencia. Todos los que piden dinero lo necesitan es obvio, lo que pasa es que unos utilizan tecnicas más avanzadas que otros, un tema delicado este.

  4. Akasher dice:

    Para mi el mejor cartel (A la hora de pedir), fue el que vi en plena Gran Vía que ponía:

    Una ayudita para el Ferrari

    Eso es tomárselo con humor!

  5. D_Brown dice:

    El lunes pasado en malasaña un pavo de unos 30-40 años y vestido de currela oficinista me pidio 3 euros porque se habia quedado sin pelas para pagar las copas.
    No se si sería cierto, pero eso si que es buscar la complicidad del samaritano¡

  6. viandante dice:

    Hay uno muy gracioso que suele pedir en el Rastro y la zona de Puerta de Toledo que pone varios carteles:
    “Para vino”, “Para cerveza”, “Para whisky”, etcétera

  7. Inthesity dice:

    Hay un pavo que se dedica a pedir por el rastro los domingos, el pone cara de mucha pena y dice: oye mira que voy vendiendo mis cosas por si te intersa algo. Va estudidamente digamos humilde, siempre con la misma ropa. Yo lo he visto hasta la saciedad domingo tras domingo, así que el truco le debe resultar. Siempre había pensado que más que necesidad podía tener un problema mental, una obsesión vamos.
    Un día nos lo cruzamos en el hipercord de Mendez Alvaro, con la mujer, los niños y el carro lleno. El tío es todo un profesional de los domingos. Trabajo full time? sobresueldo? no sé, pero no elige precisamente el hiper más barato, así que no le debe ir mal.

  8. Inthesity dice:

    hipercord?? no hijo, no, hipercor

A %d blogueros les gusta esto: